miércoles, 24 de noviembre de 2010

Cojérsela con papel de fumar o como el deporte de equipo ya no es lo que era




La ola de los complejitos absurdos, el papanatismo y la demagogia han golpeado de lleno al deporte. Hay muchos casos pero voy a centrarme en dos. El primero lo vivimos en este pasado mundial de F1 cuando Massa se vio obligado a ayudar a su compañero Alonso. Independientemente de la manera chapucera como lo hicieron, es lo que tenían que hacer. Que hipócritas me parecen el resto de equipos, que si bien lo han hecho siempre, ahora van de ¿limpios? Vamos a ver, el automovilismo es un deporte de equipo y como tal todos sus integrantes se deben al equipo. La marca principal y patrocinadores quieren ganar (limpiamente supongo) y a eso van encaminados todos los esfuerzos. Jugar sucio es salir de la parrilla y enviar contra el muro al que tienes al lado (¿alguien ha dicho Vettel?), o forzar un accidente. Estos demagogos payasos ¿Qué pretenden?; Es como si el Real Madrid se vuelca totalmente en ayudar a Cristiano a ganar Pichichi, Balón de oro y Bota de oro dejando de lado el resultado del equipo, ; La afición y los patrocinadores montarían en cólera y con razón.
La F1 no esta montada para que los pilotos se forren con la publicidad. ¿Qué parte de deporte de equipo no entienden? Insisto, que perros sarnosos las demás escuderías que en un ejercicio de hipocresía máxima critican lo que ellos mismos hacen y harían.. Y en cuanto a Red Bull, cuando Weber era el líder y le daban las mejoras al alemán por su cara bonita ¿eso no eran órdenes de equipo? Eso era hacer el gilipollas y les ha salido bien gracias a Ferrari.
Las declaraciones de Massa expresando su descontento le convierten en otro mal compañero, volviendo al futbol , es como si a Higuain le piden que asista a sus compañeros mejor posicionados y el se enfada porque quiere ganar el pichichi aunque lleve 15 goles menos que Cristiano.
¿Qué podría hacer Dudek
para no estar tocándoselos
todo el día?


Pasa la bola y que no vuelva
La otra ocurrió anteayer en el Madrid-Ajax. El sin par sargento malacara (Mourinho), ordena que dos de los nenes se ganen una tarjeta amarilla para llegar limpios en la segunda fase de la Champions. Dejando de lado el detalle feo de mandar al bueno de Dudek de mensajero (la verdad es que Dudek, Karanka, y Chendo, con la llegada de Mourinho han adquirido un rango de Llevacafés  que asustan), es lo que había que hacer. Ni adulterar la competición ni demás zarandajas, tu mueves las piezas de tu equipo como te plazca para llegar a un buen final.
 Por supuesto hay un tema que no hay que olvidar y es que el sargento no puede acusar a otros equipos de manipulación y el hacer lo mismo, hipócrita Mou. Todos mueven sus fichas cuando y como quieren y excepto dejarse perder o lesionar al rival todo me parece válido.
Pero como decía al comienzo ahora se hieren sensibilidades que es un primor y es que ver la “paja en el ojo ajeno” se ha convertido en el verdadero deporte mundial.

2 comentarios:

  1. http://www.youtube.com/watch?v=gQykXcCaPzY&feature=topvideos

    ResponderEliminar
  2. Muy bueno el anuncio. me ha gustado mucho.

    ResponderEliminar